El Regalo

EL REGALO
La amaba tanto que quería hacerle el mejor de los regalos. Quiso regalarle las montañas, para que viera cuan grande era su amor, pero le fue imposible trasladarlas. Intentó obsequiarle las olas del mar para que se diera cuenta de que, como las olas, a su amor no había quien lo detuviera, sin embargo, no encontró un recipiente lo suficientemente grande para contenerlas.
No renunció. Intentó poner a sus pies joyas y dinero, pero en su pobreza le fue imposible. Ya no sabía que más hacer para que su regalo fuese la prueba de su gran amor.
Entonces, decidió darle lo mejor que tenía: su propia vida.
Lamentablemente tampoco lo consiguió.
En el último momento murió en el intento.